La Luna de Moscú

Relato erótico : Una latina viciosa en la despedida de mi primo

A pesar de los esfuerzos de sus amigos, la despedida de soltero de mi primo no se había descontrolado. Aunque se habían gastado varios cientos de euros en chicas, mi primo no había querido saber nada más del asunto y se habían acabado marchando. Salvo una. Aquella prostituta morena y alta tenía mucho más interés en quedarse de fiesta con nosotros que en seguir a las otras.

Sin saber cómo, acabé abriéndome mi enésima cerveza junto a ella, pegándome a ella para bailar al ritmo de la música caribeña.

—¿Cómo es que eres la única chica entre todos estos? —me preguntó al oído. Yo me reí.

—La versión resumida es que ser lesbiana te abre muchas puertas.

Ella cambió de tema, pero para ese momento su olor y el roce de su cuerpo me estaban volviendo loca, así que iba a por todas. Aposté y no me equivoqué: ella me recibió con los brazos abiertos, así que apenas unas horas más tarde rodábamos sobre una de las camas de la casa rural que habían alquilado los amigos de mi primo.

Cuando nuestra ropa hacía rato que estaba en el suelo, me puse a horcajadas sobre ella y le sujeté las muñecas. Quería probar sus límites y notar su respiración acelerada me hacía excitarme cada vez más.

Me incliné y muy despacio pasé la lengua por su pezón erecto. Ella jadeó y se estremeció debajo de mí. Levantó una pierna y la frotó contra mi clítoris, haciéndome gemir de placer. Y aprovechó mi momento de despiste para girarme, y esta vez era ella la que estaba encima de mí.

—Dime cosas guarras —suplicó frotándose contra mi pierna. Yo deslicé la mano hasta acariciar su clítoris y ella gimió.

—Te gusta, ¿eh, guarra? —por toda respuesta, la prostituta morena empezó a mover las caderas más rápido, pero yo no la dejé acelerar y continué: —Claro que sí, eres una latina viciosa, ¿quieres más?

Retiré la mano de su vulva y empecé a jugar con sus pezones erectos.

—Por favor —pidió mientras sus caderas se movían arriba y abajo.

Muy despacio volví a masturbarla y sin dejar de jugar con el clítoris, empecé a penetrarle con los dedos.

—Esto te encanta, ¿eh, puta infiel?

A estas alturas, ella ni siquiera era capaz de contestar. Aumenté la velocidad hasta que noté que estaba a punto de correrse y entonces paré. Repetí la jugada unas cuantas veces más, hasta que sentí que estaba al límite. Pero no quería parar, quería probar con ella todas las posturitas del kamasutra de lesbianas y hacer que se corriera hasta hartarse.

La penetré más rápido, pulsando su punto G y su clítoris a la vez, hasta que noté cómo los músculos de su vagina se contraían sobre mis dedos y dejaba escapar un grito de placer. Arqueó la espalda y se dejó caer sobre las sábanas, tirando de mí hasta que caí sobre ella.

—Tú sí que eres una latina viciosa y una puta infiel —rió.

—Pero no soy latina.

—Viciosa un rato —respondió casi sin resuello, tirando de mis muslos hacia ella.

Pronto entendí dónde quería ir a parar y me puse de rodillas sobre su cara. Me agarró las nalgas y empezó a deslizar la lengua por todos mis rincones. En menos de medio minuto, yo también movía las caderas frenéticamente intentando maximizar el placer que me estaba dando.

Sus dedos estimulaban todos mis puntos erógenos, desde el ano a la vagina, mientras su lengua se focalizaba en mi clítoris, haciéndome temblar y gemir. Necesitaba que aquello no terminara nunca y a la vez necesitaba correrme y liberar la explosión de placer que se gestaba en mi vientre.

Y al final, con un último roce de su lengua, ocurrió. El orgasmo me sobrevino como si se hubiera roto una presa, provocándome la maraña de sensaciones más intensa de mi vida y haciéndome perder el control.

Volví en mí, con la cabeza entre sus pechos y su mano todavía en mi vulva.

—Esto lo repetiremos, ¿no, mi pequeña latina viciosa? —pregunté con una sonrisa.

—Por supuesto, mi putita infiel.

Encuentra tu escort independiente o de agencia en www.lalunademoscu.com

señoritas de compañía  en España www.lalunademoscu.com  … los mejores anuncios eróticos, escorts y señoritas de compañía  en Barcelona, escorts y señoritas de compañía en Madrid, escorts y señoritas de compañía en Valencia, escorts y señoritas de compañía en Bilbao , escorts y señoritas de compañía independientes y de agencia, señoritas de compañía baratas, escorts de lujo en Barcelona, Madrid y toda España, pasión, señoritas de compañía baratas , barato , económico.

Publicaciones relacionadas: